UNA NUEVA ETAPA.

PARA EVITAR LA SOBRECARGA DE INFORMACIÓN EN LOS DOCUMENTOS DEL CARTEROPETRAS INFORMAMOS QUE A PARTIR DEL EQUINOCCIO MERIDIONAL DE PRIMACERA 2010, LOS DOCUMENTOS DEL CARTEROPETRAS TIENEN SU PÁGINA 2 O BLOG 2
http://documentosdelcarteropetras.blogspot.com/
CON EL FIN DE IR AGRUPANDO LAS TEMÁTICAS GENERALES Y PARTICULARES QUE SE VAYAN INCORPORANDO.
OBVIAMENTE, LA PÁGINA 1 O BLOG1 SEGUIRÁ ACTIVO E INCREMENTABLE EN RELACIÓN A LOS TEMAS YA INCLUÍDOS.

CONVOCATORIA A NUESTROS LECTORES

Dada la gran (para nosotros) audiencia que tienen Los Documentos del Carteropetras alrededor del mundo, es que les solicitamos nos hagan saber cuales son las temáticas que más les interesan dentro de Los Documentos.

jueves, agosto 26, 2010

ANTONIO GIL: A LA SOMBRA DE MAMMON. EL ARTÍCULO QUE MOTIVÓ UN NUEVO ATENTADO A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN EN CHILE.

Fotografía del escritor censurado por el gobierno Hinz-Piñera en Chile: Antonio Gil Iñiguez.

ANTONIO GIL ES UN DESTACADO ESCRITOR CHILENO QUE SE HA CARACTERIZADO POR LA LIBERTAD DE SU PLUMA, NO SOMETIDA A LOS DICTADOS DE LO POLITICAMENTE CORRECTO Y CONVENIENTE. POR MUCHO TIEMPO HA ESCRITO COLUMNAS DE OPINIÓN EN EL DIARIO "LA NACIÓN", EN DONDE DISTINTOS DIRECTORES HAN RESPETADO SUS ESCRITOS. PERO ESTE DOMINGO SU COLUMNA HA MOLESTADO A LOS QUE QUIZÁS YA SE QUIEREN CONSIDERAR EL GRUPO DOMINANTE EN LA POLÍTICA CHILENA: A LOS JUDÍOS SIONISTAS QUE NO TIENEN LA SUFICIENTE COMPRENSIÓN DE LECTURA PARA ENTENDER QUE CUANDO GIL HABLA DE MAMMON SE REFIERE AL ESPÍRITU DE AVARICIA Y DE CODICIA QUE DESGRACIADAMENTE SE HA ESPARCIDO ENTRE MUY DISTINTAS GENTES.
LLEVADOS POR SU OBSECACIÓN EN CONTRA DE TODO LO QUE HUELA COMO CRÍTICA A LO JUDAICO, LA DIRIGENCIA SIONISTA DE CHILE  HA MOVIDO LAS INFLUENCIAS QUE TIENEN EN EL GOBIERNO HINZ-PIÑERA PARA QUE ESTE EXPULSASE IGNOMINIOSAMENTE TANTO AL AUTOR DEL ARTÍCULO COMO A LA EDITORA DE "LA NACIÓN DOMINGO", ANA VERÓNICA PEÑA, Y AL DIBUJANTE PEPE GAI, COMETIENDO UN NUEVO ATENTADO FLAGRANTE EN CONTRA DE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN EN CHILE.




A la sombra de Mammon


La Nación 22 Agosto 2010 p. 7 Peso Pluma

Y entonces la bella e inexorable Melpómene y el fiero Wekufu se desvanecen para dejar su lugar a Mammón, el demonio judío de la avaricia y la codicia. Desaparecen pues de nuestro imaginario de golpe las presencias idealizadas, sublimadas, de lo inevitable, y emerge, con un retintín de oro, el verdadero culpable de la totalidad de nuestros males.

A veces creemos entrever, como en sueños, erguida contra nuestro óseo roquedal andino y en el “puro cielo azulado”, la figura bella y feroz de Melpómene. Ella, la musa griega inspiradora de la tragedia se nos presenta siempre tal y como es descrita en los libros: “ricamente vestida, grave el continente y severa la mirada, generalmente lleva en la mano una máscara trágica como su principal atributo, en otras ocasiones empuña un cetro, una corona o un puñal ensangrentado”.

Otras veces, entre los silbos del viento sentimos allegarse la presencia sigilosa de Wekufu, el dios mapuche de la muerte y la destrucción, batiendo a Ngenechen, el dios de la vida. Y los números terribles se repiten en este ineludible triunfo de la fatalidad. El 27 de noviembre de 2005, 33 personas abordaron una embarcación de sólo 6 metros de largo, con capacidad para 16 ocupantes. Además la lancha llevaba carga. Las siempre peligrosas aguas del lago Maihue, que en mapudungun significa copa de madera, y el sobrepeso de la adicional, hicieron naufragar el pequeño lanchón.

Hay ocasiones en que el desastre (que como sabemos quiere decir “lejos de la estrella”) exige un poco más para su morral, como ocurrió el 18 de mayo de ese mismo año cuando en la zona cordillerana de Antuco, al interior de Los Ángeles, murieron congelados 44 soldados conscriptos y un sargento. La mayoría de las veces se trata de gente pobre, de miembros de los sectores más frágiles y abandonados de nuestra sociedad. Y entonces la bella e inexorable Melpómene y el fiero Wekufu se desvanecen para dejar su lugar a Mammon, el demonio judío de la avaricia y la codicia.

Desaparecen pues de nuestro imaginario de golpe las presencias idealizadas, sublimadas, de lo inevitable, y emerge, con un retintín de oro, el verdadero culpable de la totalidad de nuestros males. Un demonio cebado en el lucro y en la más extrema cicatería. Ese es el verdadero demonio que gobierna, desde hace ya demasiado tiempo, el alma de Chile, arrasando a la bella Melpómene y al guerrero Wekufu, quienes no hacen otra cosa que cumplir sus deberes cerrando los ojos. Si vemos caso a caso las grandes desgracias que ha sufrido el país, descubriremos tras cada una de ellas la sombra de Mammon y sus explicaciones y comisiones y mentiras. Balseraphs son nombrados en las antiguas tradiciones los “abogados infernales”.

“Los Balseraphs que sirven a Mammon pueden convencer a sus víctimas de que hasta el hecho más atroz será en extremo beneficioso”. Son los demonios que ofrecen indemnizaciones y compensaciones. Antes de la caída, Mammon era un serafín al servicio de Dios. Pero su corazón se llenó con el deseo del oro y se unió a Satanás en la rebelión contra el Creador. Cuando la guerra en el cielo terminó, según la tradición rabínica, “los pecados de Mammon eran peores que los de cualquier otro de los caídos”.

Y él hoy, por desdicha, ha penetrado incluso en las iglesias, en los ministerios, por no hablar de entidades financieras, que es donde pernocta diariamente. Wekufu y Melpómene retroceden con horror cuando ven el recorte de presupuesto para una nueva lancha en un lago remoto. Cuando se asoman sobre el hombro del contador, que con su lápiz rojo elimina defensas en los socavones mineros u “optimiza” los gastos en material de invierno para los soldados que sirven a la patria. Chile está en guerra. Tenemos que aniquilar a ese demonio antes que todos seamos avasallados por la bestia. //LND

ARTÍCULO PUBLICADO EN "LA NACIÓN DOMINGO" DEL 22-08-2010 POR EL ESCRITOR ANTONIO GIL.
EL LOBBY JUDÍO DE CHILE ACABA DE LOGRAR LA EXPULSIÓN DE ESE DIARIO TANTO DEL ESCRITOR COMO DE LA EDITORA ANA VERÓNICA PEÑA, QUE DIÓ EL VISTO BUENO A SU PUBLICACIÓN.

ACTUALIZACION DE "LA NACIÓN" DEL 26-08-2010:

En La Nación acaban de publicar la siguiente nota aclaratoria. Queda totalmente claro de dónde viene la orden de censurar la columna y despedir a la editora.

Nota del Director
Jueves 26 de agosto de 2010 | |



En relación con un artículo publicado en la última edición de La Nación Domingo, de autoría del columnista Antonio Gil, hemos recibido una carta del presidente de la Comunidad Judía de Chile que será publicada en extenso en la próxima edición dominical de este diario.

Adelantamos nuestras disculpas públicas a la Comunidad Judía por las alusiones e interpretaciones que despertó la mencionada columna y que claramente se alejan de nuestra orientación pluralista y respetuosa de la dignidad de las religiones, pueblos y personas.

A la sombra de Mammon: La columna censurada de La Nación

26 August, 2010 por Luis Ramirez en http://luisramirez.cl/blog/?p=3247

Hace pocos minutos me entero vía Twitter que a la periodista editora de La Nación Domingo, Ana Verónica Peña, la despidieron por insistir en publicar la columna que ahora comparto con ustedes. Esta columna fue escrita por Antonio Gil.

Mi opinión luego de leerla: Claramente si esto fue la causa del despido hay gente muy intolerante y poco respetuosa de la libertad de expresión en ese medio. Si fuera por esto, a los editores de El Mercurio los deberían haber despedido una vez por semana al autorizar publicación de columnas de los fanáticos que a veces publican en ese diario.

Realmente, un golpe bajo a uno de los valores más fundamentales de una democracia.

Juzguen ustedes mismos. Por favor difundir (copiar y pegar en sus propios blogs).

COMENTARIOS RELATIVOS A ESTE NUEVO ATENTADO A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN POR PARTE DEL SIONISMO EMPODERADO EN EL GOBIERNO DE PIÑERA:

Francisco says:
26 August, 2010 at 5:47 pm
Porque se le deben excusas a la comunidad judia por citar uno de los personajes biblicos?? Mammon Angel de la riqueza, demonio de la codicia. Dualidad del ser humano.

karen hermosilla says:
26 August, 2010 at 6:03 pm
Resulta que ahora “citar” unpersonaje que los mismo judios mitificaron es un “pecado” que se debe disculpar y escarmentar con la cesantía. El colmo. Esto ofende a la sociedad plural y democrática. Es controvertido incluso la carcel para Pound, como no va a ser polémico el despido de esta periodista. Nuevamente el protosionismo chileno utiliza su arbitrariedad para “defenderse” a capa y espada. Una exageración.

“con usura,
pecado contra la natura,
es tu pan para siempre harapiento,
seco como papel, sin trigo de montaña,
sin la fuerte harina.
Con usura se hincha la línea
con usura nada está en su sitio (no hay límites precisos)
y nadie encuentra un lugar para su casa”


Ezra Pound/Preso Político

Zoltan Karpathy says:
26 August, 2010 at 6:56 pm
No doy crédito a mis ojos. ¿Despidieron a una periodista por publicar este artículo?
¿Porque se habla de una figura demoníaca de una cierta cultura? Es decir, si el autor del artículo hubiera hablado de, por ejemplo, “Lucifer, el demonio cristiano” ¿se habría quejado la Conferencia Episcopal? Realmente, estamos llegando en Chile a los peores extremos de la intolerancia, pero más que eso, este episodio raya con el disparate.

Marco Rauch says:
26 August, 2010 at 7:01 pm
Una pena la mínima comprensión lectora del representante de la Comunidad Judía, y la nula capacidad dialogante del Director de La Nación. Leer una ofensa contra el pueblo judío en ésta nota, es un despropósito del tamaño de una … sinagoga.

¿Si escribo una nota sobre los defectos o pecados que representa Judas, por ejemplo, estaré ofendiendo a la Iglesia Católica? Sentir que Mammon alude o incorpora a toda la comunidad judía es tan absurdo como suponer que todos los católicos son como el recaudador de impuestos del Nuevo Testamento, o el Hijo de Rico que no pasó por el ojo de la aguja.

Una pena el que una periodista y un escritor deban pagar con su puesto el hecho de ser inteligentes y pretender llevar el pluralismo a extremos inmanejables por el común de las personas en éste Chile ignorante y timorato.

jose miguel bernucci says:
26 August, 2010 at 7:32 pm
pero por favor… ahora encuentro razon a los estudios que dicen que sobre el 80% de los chilenos no entiende lo que lee. claramente la columna no iba en contra de los judios ni su comunidad… el colmo

vic her says:
26 August, 2010 at 7:36 pm
Creo que es irremediablemente rastrera por decirlo menos la actitud al tocar a ciertas “capas” de la sociedad… creo que cada ves que hay que hablar de “Judios” (por el tema de la segunda guerra mundial) hay que hacerlo casi entre algodones y guantes… tal ves es fuerte la expresividad del articulo, pero en su contexto es integro… no veo el malestar de esta comunidad… acaso ¿por haber sufrido antes se ganaron el don de no ser tocados bajo ninguna forma?…. no lo creo…
hay comentarios mas fuertes sobre otras instituciones (religosas o de otra indole) , incluso pordriamos ampliarlo a otras “capas” de las que ya mencione… esto demuestra una intolerancia muy grande… creo que ya antes hemos sufrido demaciado por seres, personajes o seudo humanos que se creian dueños de la verdad absoluta… esperemos que la cordura vuelva, y que no hagan a otros lo que les hicieron a ellos… en fin…

2 comentarios:

Roberto Valencia dijo...

Independientemente del contenido de este artículo que no comentaré, debo decir que uds. se equivocan notablemente al defender al sr. Gil. Pued entender el producto de vuestra apología a este columnista, pero debo decirles a uds. y sus lectores que el Sr.Gil es un plagiador. En febrero de este año envie una columna de opinión sobre las semejanzas ene estilo político entre Piñera y Berluscono para ser publicada en LND. me encontraba e Italia, desde donde después pude leer la columna, con todas las ideas que había redactado, pero bajo la firma del Sr. Gil. ¡QUE CHANTA!, lo encuentro el colmo de la sinverguenzura. Así son todos estos personajes de la izquierda chic (y radical también)

DOCUMENTOS dijo...

Estimado Sr Valencia:
No podemos hacernos cargo de su critica a Antonio Gil, por no tener otros elementos de juicio respecto a su acusación de plagio (hubiesemos preferido comentarle esto en un correo directo a Usted), pero -sin necesidad de abocarnos ahora en el contenido y en las connotaciones del artículo censurado- lo gravísimo de la situación de la libertad de expresión en Chile es el hecho de que el lobby de un grupo particular signifique callar a gente que piensa y escribe, cerrándoles las puertas de los medios en los cuales se ha expresado por años. Esta censura viene impuesta no solo por las entidades explicitamente sionistas sino que por la misma representación oficial de la judería chilena, a través de su presidente Gabriel Zaliaznik.
¿Significa, entonces, que para hablar en Chile cualquier tema que implique hablar de lo judaico hay que contar previamente con el nihil obstat del CREJ, el Comité Representativo de las Entidades Judías?
¿Esta es la nueva inquisición con la que habrá que lidiar?
¿Cual es la hoguera que le espera a quienes practiquen la libertad de investigar, de pensar y de expresarse?
¿Este es el mundo que viene con la globalización del capitalismo sin patria?